4. TRANSPORTE DE GAS NATURAL EN CHILE

A partir de 1997 cuando llega a Chile gas natural desde Argentina, la historia de nuestro país en materia energética sufrió un gran cambio. Los beneficios son muchos, por ejemplo se pasa, en algunos sectores de Santiago (y con fuertes intenciones de expansión), de balones de gas licuado a un suministro continuo de gas natural que es un recurso limpio y nos entrega la comodidad de no preocuparnos de que una empresa recambie interminablemente los balones.

Los beneficios no son solo estos, sino que también según algunas empresas del sector en cuestión, el gas natural en Chile (y el mundo) tiene muchas ventajas, como las que se indican a continuación:

Estas ventajas han generado que dichas empresas puedan darle al gas natural un uso muy eficiente, siendo los principales los que se destacan a continuación:

Tabla Nº1. Principales usos del gas natural por sector productivo.

SECTOR

COMBUSTIBLE QUE PUEDE SUSTITUIR

APLICACIÓN/PROCESO

Industrial

- Carbón

  • Fuel Oil
  • Gas Licuado
  • Kerosene
  • Leña

  • Fundición de metales
  • Hornos de Fusión
  • Secado
  • Industria del cemento
  • Industria de alimentos
  • Generación de vapor
  • Tratamientos térmicos
  • Temple y recocido de metales
  • Cogeneración
  • Cámaras de combustión
  • Producción Petroquímicos
  • Sistema de Calefacción
  • Generación Eléctrica

    • Carbón
    • Fuel Oil

  • Centrales térmicas
  • Cogeneración eléctrica
  • Servicios

    • Carbón
    • Gas ciudad
    • Gas licuado

  • Aire acondicionado
  • Cocción/preparación alimentos
  • Agua caliente
  • Calefacción central
  • Residencial

    • Gas Ciudad
    • Gas licuado
    • Kerosene
    • Leña

  • Cocina
  • Calefacción
  • Agua Caliente
  • Aire Acondicionado
  • Transporte

    • Gasolina
    • Petróleo Diesel

  • Taxis
  • Buses
  •  

    Como se pudo observar, sin duda, los más afectados con la llegada del recurso energético son las empresas del rubro eléctrico, puesto que el gas natural representa un combustible competitivo y, desde muchos puntos de vista, ventajoso para ser usado en generación eléctrica, pues se disminuye la fuerte dependencia que posee Chile frente a las centrales de generación hidráulica, ya que como todos sabemos los recursos hídricos son estocásticos y las alternativas de generación utilizando petróleo y carbón son de alto costo. Por lo tanto las centrales de ciclo combinado que utilizan el gas natural como elemento básico de generación (junto con el agua) aparecen como una alternativa muy atractiva dado el bajo costo de operación y de inversión a la que se debe incurrir (mucho menor que el de una central hidráulica en este último caso).

    Lamentablemente Chile es un país que no posee reservas de gas natural importantes, por lo tanto tiene una fuerte dependencia de sus países vecinos, específicamente de yacimientos argentinos. A decir verdad en el extremo sur de nuestro país existen pequeñas reservas de dicho recurso extraídas por la Empresa Nacional de Petróleo (ENAP), pero lamentablemente son insuficientes para crear redes masivas de abastecimiento para nuestro país (que serían de altísimo costo), por lo tanto en términos de análisis para nuestro informe se considerará que Chile es un país con nula producción de gas natural.

    Gracias a las reservas de gas natural que se han descubierto en las últimas décadas en el Cono Sur de América Latina, ese combustible se ha convertido en un insumo relevante para la generación de electricidad, procesos industriales y consumo residencial

    Para adentrarnos al tema que nos interesa "Transporte de gas natural", es importante mencionar algunas etapas de la extracción del recurso en cuestión, para comprender de mejor manera análisis futuros del negocio.

    El proceso que conlleva el gas natural comienza en los pozos, donde se produce petróleo y gas natural. Este gas puede venir puro o con hidrocarburos líquidos y agua. Estos elementos son retirados por medio de un separador (mecanismo que permite separar los hidrocarburos y líquidos del gas natural). Después el gas natural ingresa al sistema de recolección, que lo transporta al medidor que es un dispositivo que permite llevar un registro del consumo de gas, donde confluyen todos los gases extraídos del pozo.

    El gas es transportado por una línea de transmisión, hacia una planta de procesamiento, en la cual se separan el etano y el metano de los hidrocarburos más pesados.

    A través de otra línea de transmisión, el gas es llevado a una planta de deshidratación, en la que se retira la mayor parte de la humedad restante.

    El gas natural continúa hasta una estación de compresión en la cual se aumenta la presión para el transporte por el sistema de transmisión. Este proceso se observa claramente a través de la siguiente figura:

    Figura Nº1. Proceso de Producción, Transmisión y Distribución de Gas Natural

    Actualmente a lo largo de nuestro país tenemos diversos gasoductos, los cuales se resumen en la siguiente tabla:

    Gasoductos de interconexión construidos

    1) GasAtacama

    - Trazado

    Cornejo (Salta) - Mejillones - Antofagasta

    - Características

    925 km extensión, inversión alrededor de US$350 millones

    - Clientes

    Nopel, Chilquinta, Central Taltal

    2) NorAndino

    - Trazado

    Pichanal - Cruzero - Tocopilla y un ramal Cruzero - Mejillones - Coloso

    - Características

    1,066 km extensión, inversión US$400 millones

    - Clientes

    Electroandina, Edelnor y GasAntofagasta

    3) Gas Pacífico

    - Trazado

    Loma de la Lata (Neuquén) - Talcahuano - Coronel - Angol

    - Características

    400 km extensión, inversión de US$350 millones

    - Clientes

    Distribuidora SGN

    4) Magallanes 3

    - Trazado

    Frontera - Posesión - Cabo Negro

    - Características

    100 km extensión, inversión de US$35 millones

    - Clientes

    Methanex, Planta Amoníaco

    5) GasAndes

    - Trazado

    La Mora - San Bernardo

    - Características

    465 km extensión, inversión de US$325 millones

    - Clientes

    Metrogas, Nueva Renca, Nehuenco, San Isidro

    6) Magallanes 2

    - Trazado

    B. San Sebastián (Tierra del Fuego) - Posesión (Continente)

    - Características

    109 km extensión, inversión de US$30 millones

    - Clientes

    Methanex

    Gasoductos construidos en Chile

    1) Electrogas

    - Trazado

    San Bernardo - Quillota

    - Características

    115 km extensión, inversión de US$85 millones

    - Clientes

    Nehuenco, San Isidro, GasValpo, Energas

    2) Magallanes 1

    - Trazado

    Cullén - Posesión - Cabo Negro

    - Clientes

    Methanex, Gasco Magallanes

    A modo de profundizar el tema de transporte y a través de él conocer aspectos tecnológicos y de administración, se analizarán dos gasoductos de la tabla anterior: Gas Atacama y NorAndino (y más adelante también Gas Andes). Estos son dos importantes gasoductos construidos en el Norte Grande de nuestro país, los cuales participan en una fuerte competencia para satisfacer de energía eléctrica a dicho sector. Este importantísimo punto será tratado a continuación.

     

    4.1 COMPETENCIA EN EL NORTE DE CHILE POR LA LLEGADA DEL GAS NATURAL

    A partir del año 1999 con la fuerte llegada de gas natural a la zona del norte grande de nuestro país, se inicia una enorme competencia en la oferta de electricidad, ya que se instalan nuevas centrales de ciclo combinado que compiten con las centrales ya existentes (por lo general de poca eficiencia), consecuencia de lo cual a traído una fuerte rebaja en los costos de la energía siendo el principal beneficiario las empresas mineras. Tanto es así que la llegada del gas natural ha significado para los clientes libres del Sistema Interconectado del Norte Grande una reducción de las tarifas eléctricas de más del 20%, un porcentaje relevante si se considera que anualmente las grandes y medianas empresas mineras de la zona (que constituyen la mayor parte de los clientes libres) destinan en su conjunto un monto estimado en US$300 a US$400 millones al año en suministro eléctrico.

    La llegada de esta fuente de energía, que produjo un nuevo cambio tecnológico en la generación eléctrica del Norte Grande, desde la introducción del carbón en 1983, ha permitido también una rebaja en los llamados precios de nudo (o tarifas reguladas), lo que ha favorecido a todas las ciudades del Norte Grande. Esto ha desatado en los últimos años una verdadera batalla entre los protagonistas del SING, ya que todos ellos, por distintas vías, quisieron ingresar al nuevo negocio, dando inicio a diversos proyectos en circunstancias que la demanda de energía no los justifica todos. La demanda máxima en el Sistema se proyecta en unos 1.600MW para el año 2004, mientras la instalación de centrales de ciclo combinado a gas natural sumará unos 2.000 MW, que se suman a los ya existentes, que corresponden a centrales a carbón cuya inversión resultó muy afectada por el gas natural.

    Dos participantes muy importantes de esta guerra por la demanda de energía en el Norte Grande son dos gasoductos: Gas Atacama y NorAndino, cuya capacidad total es cercana a los 15-16 millones de m3/día, suficiente para abastecer diez u once grandes centrales de ciclo combinado, las que incluso alcanzarían a satisfacer la demanda de todo el Sistema Interconectado central (SIC).

    Veamos por separado las características principales de cada uno de estos gasoductos:

     

    4.1.1 Gas Atacama:

    Los mayores incentivos que tuvo la empresa Gas Atacama para realizar el proyecto de traer gas natural al norte de nuestro país fueron:

    El proyecto de Gas Atacama S.A comienza a funcionar en Septiembre de 1999 gracias al aporte de sus dueños, el consorcio formado por Endesa-Chile (el mayor generador de electricidad a nivel nacional), y CMS Energy, empresa norteamericana (Detroit) con amplia experiencia en el sector energía. Se trata de un gasoducto hecho en tubería de acero de 20 pulgadas de diámetro hasta Mejillones, se encuentra enterrado bajo la superficie que recorre una distancia de 950 kilómetros por territorio nacional. En su punto más alto sobre los Andes alcanza los 5.093 metros de altura sobre el nivel del mar, lo que hace a este gasoducto el más alto del mundo. Tiene capacidad para transportar inicialmente 4,5 millones de m3 de gas natural por día, capacidad que se ampliará hasta 8,5 millones de m3 diarios, cuando la demanda aconseje instalar las estaciones de compresión adicionales necesarias.

    Como podemos darnos cuenta, la construcción de un gasoducto es sumamente complejo, por ello es que para realizar un proyecto de tal envergadura es necesario no solo tomar en cuenta los accidentes geográficos del terreno, sino que además se deben considerar los más estrictos controles y normas a nivel nacional e internacional en cuanto calidad, seguridad e impacto ambiental. Además, es importante destacar que se hacen consideraciones respecto a la actividad sísmica existente en Chile, por lo cual la construcción de los ductos debe tener cierta flexibilidad en la estructura. Además los efectos de suelo por la actividad telúrica son aplacados mediante estudios que estabilicen inclinaciones, y reemplazar suelos susceptibles a derrames o derretimientos.

    Dadas todas estas restricciones se llega al trazado final del gasoducto el que explica Fernando Fortes con el siguiente esquema:

    Mostrar imagen

    Entrevista Personal con Supervisor de Control de Gas, GasAtacama. Isidora Goyenechea 3365 piso 8.

    Para entender mejor el negocio del transporte es necesario dejar bien en claro que la empresa dueña del gasoducto no tiene propiedad sobre el gas, sólo es un medio de transporte remunerado por el cliente. La central o el

    consumidor que requiere el gas es quien paga por la producción y el transporte.

    Para el transporte existen hoy en día dos sistemas de contrato, siendo solo el primero el que se utiliza en Chile. Los dos tipos de contrato son los siguientes:

    Hoy en día los contratos que posee Gas Atacama ascienden a 8,1 millones de m3/día, es decir, el 92% de la capacidad del tubo. De ellos 3,6 millones de m3/día serán consumidos por las centrales en Mejillones; 1,5 millones de m3/día por Chilquinta y 3 millones de m3/día por la unidad de Taltal.

    Siguiendo con el tema de los contratos, en Chile, dada la escasa legislación específica para el manejo del gas natural (existen decretos - Nº323, de 1931- para los combustibles en general, pero no una regulación clara como en Argentina), ha hecho que las centrales y consumidores firmen contratos bilaterales con los transportistas, pero éstos últimos dado que existen economías de escala en el transporte (no así en la construcción del gasoducto) ha significado que este monopolio pida pagos sin ningún tipo de regulación. Esta realidad es totalmente diferente a la Argentina, pues ahí tienen una larga trayectoria con leyes claras que regulan el mercado.

    Pasando a otro aspecto, desde el punto de vista administrativo, los principales problemas que pueden existir en los gasoductos y que son controlados desde Santiago mediante programas sofisticados Vía Satélite son los siguientes: la corrosión por corrientes anódicas, o daños producidos por excavaciones de terceros.

    Dicho control permite, que este sistema pueda cerrar las válvulas en caso de emergencia y por ende se permite controlar rápidamente cualquier tipo de contingencia. No tienen habilitado el sistema para abrirlas pues tienen gente en terreno y así lograr mayor seguridad. Hasta el momento no han tenido problemas mayores según cuenta Fernando Fortes.

     

    4.1.2 NorAndino:

    El gasoducto NorAndino lo impulsa Tractebel (dos tercios) y Southern Electric (un tercio). Cubre un trazado similar al de Gas Atacama y entrega gas a una central de Electroandina de 400 MW, una unidad de Edelnor con una capacidad de 250 MW y a Gas Antofagasta que distribuirá el combustible.

    El gasoducto NorAndino ha demandado una inversión de US$400 millones y transporta gas natural desde el noroeste de Argentina hacía el norte chileno. Con una longitud total de 1.066 kilómetros, se conecta a la tubería de Transportadora de Gas del Norte (TGN), empresa que transporta el 40% del gas del sistema argentino y que presta asistencia técnica, opera y mantiene el ducto en ambos países.

    El ducto se divide en 806 km que van desde Pichanal hasta Tocopilla pasando por el Paso de Jama y Crucero con diámtros de 20'' y 12''. Desde Crucero arranca una tubería de 260 km hacia Mejillones y Coloso (pasando por la Negra) con diámetros de 16 y 12 pulgadas.

    La demanda de NorAndino está fundada en el consumo de las generadoras eléctricas y en algunos requerimientos mineros e industriales. El principal cliente es Electroandina, empresa generadora que es controlada por un consorcio extranjero liderado por Tractebel. No obstante, Codelco mantiene la mayoría de las acciones.

    La empresa gasífera NorAndino firmó un contrato de distribución de gas natural con Gas Antofagasta, que contempla la venta de entre 0,8 millones de m3/día y 0,9 millones de m3/día, volumen que depende de si esa compañía se hace cargo o no de los clientes industriales pequeños.

     

    4.1.3 Consecuencias de la llegada del gas natural al Norte Grande.

    Como se pudo ver en el análisis anterior, con la llegada de estos dos gasoductos (más el trazado de tendido eléctrico bidireccional desde Argentina por parte de Gener) ha provocado una competencia a muerte en el Norte Grande, lo cual es muy beneficioso para los precios que se cobran, pero en términos de calidad y continuidad del suministro existen algunas insuficiencias. El mercado eléctrico del Norte Grande es un sistema cuyo consumo ha venido creciendo muy rápidamente, a tasas del 15% anual e incluso más, de tal manera que la tendencia ha sido instalar centrales cada vez más grandes, de modo de aprovechar las economías de escala.

    Sucede que las grandes centrales generan a costos marginales muy bajos y, en consecuencia, son las primeras en ser despachadas por el CDEC. Es así como las nuevas centrales asociadas al gas natural, construidas y en proyecto, tienen un tamaño de fluctúa entre 250 y 600 MW, para un sistema cuya demanda es de 1.200 MW. Está la central de ciclo combinado de Gener en Salta de 630 MW, que alimenta de energía eléctrica al SING, las dos centrales de Nopel, que suman 740 MW, la de Electroandina, de 400 MW y una de Edelnor, de 250 MW. Como podemos darnos cuenta el tamaño de las centrales salta a la vista, por ende dada su gran capacidad le dan inseguridad al sistema, pues un sistema debiera estar diseñado de tal modo que no más allá del 15% de la demanda sea producida por una sola máquina, por lo tanto si esto se cumpliera deberíamos tener que el tamaño máximo de una central en el SING fuera de 180 MW. Estudios recientes han demostrado que la salida repentina de un bloque de generación superior a 200 MW provoca una black-out (apagón) en el Sistema, situación que acarrea importantes pérdidas a las empresas mineras y que en el último tiempo se ha convertido en una de las grandes preocupaciones del sector. Pero así como están las cosas, todo indica que el escenario en el SING se mantendrá igual, incluso con riesgo de empeorar.

     

     

    4.2 TRANSPORTE DE GAS NATURAL EN LA ZONA CENTRAL

    La llegada del gas natural a Chile se origina luego de que el Presidente de la República Patricio Aylwin firma el protocolo que originó el proyecto de trasladar gas natural desde Argentina a Chile.

    En agosto de 1997, se iniciaron las importaciones de gas natural argentino a la zona central de Chile a través del gasoducto internacional GASANDES, el cual transporta gas desde la Cuenca Neuquina para el abastecimiento de la compañía distribuidora de Santiago y 3 centrales termoeléctricas del SIC. El abastecimiento de la V región, desde el city gate de GASANDES, lo realiza el gasoducto nacional ELECTROGAS, desde 1998.

    La empresa GasAndes logra integrar el Gas Natural a la Región Metropolitana luego de superar etapas importantísimas, desde el estudio del terreno del trazado, el diseño y los conflictos para atravesar zonas pobladas, a parte de los problemas que surgen de los caprichos de la naturaleza. La idea se desarrolla por la unión de Chilgener y Gasco y una empresa canadiense para la labor de ingeniería (Novacorp). Luego, otras empresas se unieron al proyecto de llevar energía más pura. Limpia y económica. Para lograr una obra segura y confiable se realizó un estudio acabado para el proceso de diseño y construcción. A continuación se detallan las etapas de diseño y construcción, las medidas de seguridad que se tomaron, así como la tecnología utilizada por GasAndes para la construcción del gasoducto, que funciona desde el año 97 en nuestro país. Además se explicará a grandes rasgos lo que es el funcionamiento del transporte, los modos de pago y la interacción con los otros agentes del mercado.

     

     

    4.2.1 Diseño y Construcción

    Es evidente que para construir un gasoducto se debe tener en consideración las particularidades del terreno que atravesará. Es por ello que la construcción se desarrolla en cuatro etapas:

     

    4.2.2 Seguridad

    La seguridad depende de las etapas mencionadas anteriormente, así como de su mantenimiento y operación. Según personas encargadas de la parte Ingeniería del proyecto GasAndes, los principales riesgos eran (y son) las posibles construcciones o excavaciones que se puedan realizar cerca del gasoducto. Además es importante el riesgo producto de los sismos y otros fenómenos naturales, por lo que se tienen en consideración para el diseño y construcción, así como el estudio topográfico. En el caso de sismos se estudió su origen para ver el nivel en que se encuentra el desplazamiento de placas terrestres en los sectores del ducto. Se concluyó que en la zona central el desplazamientos de placas es superficial y no afecta el gasoducto (placas tectónicas). GasAndes detectó sólo una falla superficial en el interior del Cajón del Maipo, más arriba de San Gabriel. Para minimizar el riesgo en este caso, se utiliza un acero de mayor espesor y elasticidad, además de usar una zanja más ancha para que el ducto pueda moverse sin daños.

    También se tomaron medidas de seguridad frente a deslizamientos de laderas, aluviones, aludes de nieve y barro, crecidas de río e inundaciones. Para esto se tomó la precaución de evitar localidades donde sucediera esto en el trazado del ducto, y si no era posible, se aplicaron una serie de criterios para contrarrestar eventualidades (zanjas más profundas, infraestructura adicional, cubiertas protectoras, etc.). Cabe mencionar que estos criterios provienen además de la experiencia en construcciones de gasoductos de distintas partes del mundo.

    Cuando el gasoducto empieza a funcionar, el gas fluye por él silenciosamente y sin vibraciones. Para lograr seguridad en la operación, se mantiene un monitoreo durante las 24 horas del día desde el centro de control y operaciones con sistemas de alta tecnología. Uno de ellos es el "scrapper", el cual es un robot que recorre el ducto por su interior, midiendo el espesor de la pared del tubo. Estas mediciones son emitidas a los centros de control lo cual permite diagnosticar tempranamente posibles adelgazamientos en la pared interior del ducto. Otro aspecto importante dentro de la tecnología utilizada es la extensión de una red de fibra óptica dentro de la zanja en forma paralela al ducto, la cual transmite las evaluaciones realizadas por el scrapper a los centros de operación. Con esto se logra un control efectivo en todo momento.

     

    4.2.3 Generalidades

    Para obtener mayor información sobre el transporte de gas natural en la zona central se pidió información a Cristián Álvarez, quien nos dio una explicación de diversos temas que se detallan a continuación.

    Primero se explicó la construcción del Gasoducto que utiliza Gener para la Central Nueva Renca, es decir, GasAndes, lo cual está detallado en los puntos anteriores. Cabe destacar que el ducto en el lado trasandino corresponde a GAA (GasAndesArgentina), que comienza en el punto La Mora, entre las cuencas Noroeste y la Neuenquina para llegar a Chile a través del gasoducto mencionado en los puntos anteriores.

    A continuación se muestra una figura esquemática que explica a grandes rasgos la ubicación de los lugares mencionados:

    Mostrar imagen

    Como el consumo de gas natural en Chile está aumentando a medida que pasa el tiempo debido al crecimiento de consumidores en general, especialmente de Centrales Generadoras de Ciclo Combinado (Nehuenco, San Isidro, Nueva Renca), es necesario aumentar la capacidad del gasoducto para satisfacer la demanda de gas que hay en el país. Para esto se recurre a la instalación de compresores, que son turbinas a gas, las que aumentan la capacidad del gasoducto. También se hacen by pass, o bien, una alternativa de mayor costo y menos óptima es un ducto paralelo, lo que es similar a la construcción de un nuevo gasoducto por lo cual no conviene económicamente.

    Teniendo claro que el abastecimiento de gas natural a la central es suficiente respecto a la demanda que hay, se puede hablar de cómo se realiza el pago al Transporte de Gas, el cual es "a firme", lo que implica un ‘compromiso’ de suministro de 20 a 30 años, y para ello se paga entre 15 a 18 Millones de dólares al año, lo que implica una especie de costo fijo si se requiere suministro permanente, con un contrato de por medio. Esto tiene la ventaja de tener mayor prioridad en el suministro en caso de alguna contingencia. También existe Transporte interrumpible, donde se puede cortar el suministro. Además, existen las llamadas "líneas ociosas", por lo cual se pide el corte de suministro durante 15 a 20 días en el año de manera que el costo anual se reduzca y no sean los más de MM$15 de dólares.

    Cabe mencionar que la Central en que trabaja Cristián Álvarez se consume 1,7 millones de metros cúbicos aproximadamente (379 MW; ~9GWh ), por lo cual el pago a la productora (o proveedor de gas, YPF o Totalfina) en Argentina por un poco más de esos 1,7 millones, tal vez 1,74, pero por las pérdidas llegan a Chile los 1,7 millones de m^3 estipulados.

    Un tema importante dentro del transporte de gas natural es la tarificación, de lo cual se concluyó que las pérdidas, correspondientes al 2,43%, van al precio para el consumidor, pero es un valor bastante pequeño, por lo cual no existen grandes ganancias por pérdidas. De hecho, el precio que paga Gener a la producción de Gas incluye las pérdidas.

    Luego de hablar del transporte y su tarificación en el caso Gener GasAndes, se habló del problema del Norte Grande, donde existen dos gasoductos y además, Gener construyó una línea de transmisión desde una central de ciclo combinado en Salta (700MW), por lo que existe un exceso de energía. De hecho, Gener ha perdido más de MMUS$300. Hubo un error al hacer el Open Season (Ronda de ofertas para ver la disponibilidad de compras de gas).

    Finalmente se mencionaron algunos costos aproximados en que incurre la central para abastecerse de Gas Natural. El costo de producción sería aproximadamente US$12 y el de transporte de US$6, lo que hace un total de US$18 aprox.

    Volver